El Corona Virus y los amos del mundo

El Corona Virus y los amos del mundo
Juan Antonio Zuriarrain
Economista y Diplomado en Comunidades Europeas por la Escuela Diplomática. Exdiputado del CDS en la Asamblea de Madrid.

He leído hace pocos meses el libro de Cristina Martín Jiménez “Los amos del mundo están al acecho”, y otros más de la misma autora, y al contemplar el proceso actual del corona virus, uno se pregunta si está leyendo un libro de Cristina Martín o estamos en la realidad.

Voy a desarrollar unas pocas ideas de sus libros para centrarnos en la actual crisis del corona virus. Primero que nada ella destaca a  algunos de los amos del mundo, valgan como ejemplos “Los Bildelberg”, la logia de “las calaveras y los huesos”, los “iluminati” y otros más, organizaciones más secretas que otra cosa, muy opacas, que se reúnen algunas anualmente, perfectamente estructuradas, y que apoyan a sus miembros en los puestos de poder en Organizaciones supranacionales y nacionales a altísimo nivel.

Procuran marcar las políticas mundiales y las economías globales dirigiendo de alguna forma el devenir mundial. De hecho la mayoría de los Presidentes de EEUU han sido Bildelberg, si bien hay que excluir a Trump. En sus libros nos relata, el  cómo se gobierna mejor con la sociedad atemorizada,  y buscando salvadores en las organizaciones internacionales para encumbrar la globalización. Nada es nuevo las sociedades se han dirigido de siempre procurando que exista el miedo, bien con políticas represivas, bien con la represión de las religiones (el infierno, el purgatorio, el pecado), y sociológicamente se demuestra que el miedo ayuda a ejercer el poder.

En sus libros habla de cómo atemorizar con las epidemias, y relata diversos episodios habidos como la gripe aviar, o la porcina o el Evola, que fueron primera página de todos los medios de comunicación en su día, y que desaparecieron en un momento determinado, pero no sin antes dejar el pánico en toda la sociedad mundial. “A los amos del mundo” les es fácil difundir los episodios, ya que son los dueños de los medios de comunicación y además están instalados en los puestos preferentes de la sociedad política y civil.

Por ende, producen estos temores unas crisis económicas que cuando menos afectan a la volatilidad de las bolsas mundiales y por lo tanto, están en la mejor situación para convertir en beneficio, las subidas y caídas de la bolsa, ya que son los mejor informados. Además que, posicionan a los sectores afectos a la salud como los posibles beneficiarios  de la crisis (venta de mascarillas, vacunas, test de detección de virus, y otros fármacos). En EEUU se están pagando a 1.500 dólares el test anti virus del “Corona virus”.

Otro de los puntos que analiza en sus libros, es la creación  de una nueva religión, por los amos del mundo, la Ecología, hay que hacer a todo el mundo defensor y creyente en la misma, porque las religiones tradicionales no terminan de convencer por el tradicionalismo de las cosas. Así piensan dominar los amos del mundo nueva religión, nuevas situaciones de temor, control de los medios de comunicación y de la clase política, y adelante con la globalización, que es su futuro marco de beneficios.

El corona virus se parece mucho, a lo sucedido en el pasado con el Evola y otras gripes, pero no tenemos información, para saber por dónde vamos. Hay muchos que piensan que es un ataque a la globalización por parte de aquellos otros que no la desean, y con esta situación se ataca al comercio internacional y al turismo mundial.

Solo el tiempo nos dirá que ha sido el corona virus, pero si desaparece en breve periodo de tiempo, sin mayores secuelas que el miedo y la volatilidad económica, estaremos más cerca de pensar como mandan los amos del mundo. En cualquier caso, los que descubran la vacuna del corona virus, harán un buen negocio económico y también un servicio a la sociedad, tanto tranquilizándola como desde un punto de vista de salud. Ojala este episodio acabe pronto y bien.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.