Las primarias socialistas de Madrid

0
17
Primarias del PSOE a la alcaldía de Madrid
José Joaquín Flechoso
Articulista de la actualidad política en diversos medios. Experto en networking sobre cuya actividad dirige jornadas entrevistando a personajes del mundo empresarial, administración, cine y moda.

Decía un amigo que nada mejor que una primarias para erosionar un partido político y que por eso, lo mejor era lo del PP o Vox donde se ponen “a dedo” a los candidatos y así se mantenía a capa y espada el principio de jerarquía. Esto es en parte una realidad contrastada, pues donde hubo primarias, hubo disputa y tras la batalla entre aspirantes, siempre quedan perdedores y perdidos. Digo perdidos porque tras el escrutinio final, unos quedan tocados con heridas cicatrizables, pero otros necesitan unos cuantos meses (¿años?) de baja temporal. En el PSOE se sabe bastante de primarias, pues fue uno de los primeros partidos en celebrar este proceso. Nos remontaremos a los tiempos en los que Joaquín Almunia y Josep Borrell compitieron en 1998 por la secretaría general del partido, cuando esas primarias dieron la victoria contra todo pronóstico a Borrell ante el candidato Almunia propuesto por Felipe González. No sirvieron para mucho, pues Almunia fue finalmente el cabeza de cartel. Otro proceso de primarias fue en 2014 cuando Pedro Sánchez asumió su primer liderazgo al frente del PSOE. En esas Eduardo Madina fue el perdedor y hubo un perdido en la figura de Jose Antonio Pérez Tapias, que de tan derrotado, años después se dio de baja del partido. Parafraseando al dicho, primarias tengas y las ganes. Las primarias son traumáticas para el militante, pues al igual que a los niños, malévolamente se les conmina a elegir entre el amor a papá, a mamá, o al padrino que es el que trae al peque la tarta de cumpleaños.

A la alcaldía de Madrid se han presentado tres candidatos buscando ser uno de ellos el cabeza de cartel para ser alcalde de la capital de España que no tiene un socialista desde los tiempos de Juan Barranco allá por 1989, es decir, hace treinta años. Parece que el PSOE no da con el candidato idóneo capaz de decantar la balanza a su favor y todos los que han sido cabeza de cartel hasta la fecha, no han sido del agrado de los electores hasta el momento, o también puede ocurrir, que Madrid es muy de derechas…

En esta ocasión a las primarias socialistas se han presentado tres candidatos para transmitir su mensaje en búsqueda del voto del militante. En la parrilla de salida encontramos a un candidato que siempre ha tenido cara de niño, aunque se encuentra en el colectivo de veteranos es como el Errejón de los socialistas, pero con pedigrí. Manuel de la Rocha es un militante de larga tradición en el partido. Fue alcalde de Fuenlabrada en las primeras elecciones democráticas en 1979, también fue diputado autonómico y estuvo en el primer gobierno de la recién creada Comunidad de Madrid como consejero de Educación y Juventud en aquel gobierno presidido por Joaquín Leguina (no confundir con el mismo político actual que presenta a la candidata del PP a la CAM). Siempre se ha alineado con la corriente Izquierda Socialista dentro del partido y ha sido uno de los pocos diputados que no respaldaron la polémica reforma exprés del Articulo 135 de la Constitución española en septiembre de 2011 para incluir en el texto el compromiso de pagar la deuda pública antes que cualquier otro gasto conforme a los Presupuestos Generales del Estado, algo impuesto por Angela Merkel, que ZP y Rajoy acataron con disciplina y sumisión, so pena de acabar como la Acrópolis griega. De la Rocha es solo dos años menor que Manuela Carmena la actual alcaldesa de Madrid y tal vez ese espíritu coetáneo haya tenido mucho que ver a la hora de animarle a presentarse a las primarias socialistas. “Si ella puede, también yo” tal vez ha pensado para sus adentros.

El segundo candidato es Pepu Hernández una propuesta digital (a dedo) del autor del Manual de Resistencia, Pedro Sánchez. Su nombramiento propuesto por el aparato, no ha sido acogido en las filas del partido como el fichaje estrella que el presidente Sánchez quiere vender dentro y fuera. Pepu y Pedro comparten su amor por los colores del equipo de baloncesto del Estudiantes, origen de su amistad. Este club tiene una hinchada peculiar y muy diferente a otras. Formada desde sus orígenes por estudiantes del Instituto Ramiro de Maeztu, sus seguidores se  identifican como la Demencia y tal y como reza uno de sus slogans y canticos, proclaman a modo de definición que: “la demencia es la madre de la ciencia” y tal vez algo de éste espíritu se ha colado a la hora de elegir este candidato a la alcaldía. Tampoco es un niño pues pasa los sesenta y no anda muy lejos del candidato De la Rocha y de la alcaldesa Carmena. Esto de poner independientes en las listas está muy bien, pero para ello se debe exigir un compromiso fehaciente que identifique al candidato con la ideología a la que representa y esto en el caso de Pepu,  aún está por demostrar… y contrastar.

Y nos queda Chema Dávila, el tercer aspirante a encabezar el cartel electoral. Se trata de un militante joven que cuando Tejero entró en el Congreso de los Diputados el 23 de febrero de 1981, él celebraba entre los sobresaltos de aquel día, su noveno cumpleaños. Es un hombre de formación universitaria que cuando él representaba a los estudiantes, el ahora aspirante  a la Comunidad de Madrid Angel Gabilondo, hacía lo propio con los profesores universitarios desde su puesto de catedrático y posteriormente como rector. Por cierto y a modo de paréntesis, Gabilondo es también independiente como Pepu, pero su compromiso con los ideales socialistas, no admite ninguna duda desde hace muchos años. Chema lleva cuatro años siendo concejal del Ayuntamiento de Madrid y tratando a diario con vecinos, escuchando sus demandas y desarrollando su labor en áreas tan importantes como el Medio Ambiente y la Movilidad. Es un hombre de partido, pero sobre todo, es un hombre del ayuntamiento, que sabe cómo funciona la institución porque a diario lo vive y que podría empezar a tomar decisiones al día siguiente de ser nombrado alcalde, como buen conocedor de todos y cada uno de los problemas que afectan a los madrileños y que como dice su slogan de campaña, se toma “Madrid en serio”.

Es evidente que ser alcalde de Madrid es un gran honor y una distinción de máximo nivel. El PSOE no está valorando adecuadamente sus opciones y en esta ocasión parece que ha hecho una apuesta a la desesperada por incluir un precandidato que fuera sobradamente conocido, como si eso fuera lo único importante para inclinar la balanza a su favor. En esto el Partido Popular es más arriesgado, y me explico. Tanto la candidata a la Comunidad de Madrid Isabel Díaz Ayuso, como el aspirante a la alcaldía José Luis Martínez-Almeida, son personas de un perfil similar al de Chema Dávila. Los tres son de la misma edad y proceden de las mismas instituciones de las que ahora son protagonistas máximos, habiendo desarrollado a diario hasta ahora, su tarea política. Los dos populares y el socialista, son personas de partido, sus nombres no son conocidos por el gran público, pero los de Génova confían en la potencia de la marca PP para ganar los votos de los madrileños. ¿Por qué el PSOE no se atreve a hacer lo mismo con su candidato Dávila? Algo no se ha entendido bien en Ferraz. En un momento en el que el partido socialista está en las máximas cotas de popularidad e intención de voto a nivel nacional, es el momento de ser innovador y jugar fuerte. Un rostro joven acompaña a los actuales líderes políticos de los cinco grandes partidos a nivel nacional y el PSOE en Madrid debería de apostar por alguien de ese mismo perfil cuarentañero, que aporte renovación, entusiasmo, profesionalidad, experiencia municipal y valentía, además de juventud, precisamente los mismos argumentos que llevaron a Pedro Sánchez a liderar el partido ganando sus segundas primarias. El día 9 de marzo la militancia decidirá, pues ellos son los que tienen la voz y el voto, en este caso secreto, y ya se sabe que como dice la canción, la vida te da sorpresas, sorpresas te da la vida…

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.