La daga trapera

La daga trapera
Carlos Miranda
Carlos Alonso Miranda y Elío, V conde de Casa Miranda, es un diplomático español Licenciado en Derecho, que fue Embajador de España en el Reino Unido desde julio de 2004 hasta 2008 y Embajador Representante Permanente de España en el Consejo de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) desde julio de 2008 hasta su cese en febrero del 2012.
Publicidad

Llovizna y ha refrescado. La terraza de mi bar favorito nos protege con su techo fijo y sus lonas laterales que dejan pasar el aire, ventilando así un espacio calentado con butano. ANDREA y SAM atienden eficaz y rápidamente a los clientes. Mi sobrino Evaristo me dice con una mirada florentina: “El PNV ya limpió su daga de la sangre de Mariano Rajoy”.

—¡Qué dices!

—Pues que 1 de junio de 2018 el PNV le dio el primer soplo de vida al “Gobierno Frankenstein” votando la moción de censura contra Rajoy y encumbrando a Pedro Sánchez.

—Un gobierno solo socialista, entonces.

—Una semana antes estos vascos votaron a favor de los presupuestos generales de Cristóbal Montoro que les convenían, precisa Evaristo. Votar la moción de censura fue una puñalada trapera de los de Ortuzar a Rajoy.

—¡Hace tanto tiempo!

—No tanto, un poco más de dos años.

—¡Anda que no ha pasado agua bajo los puentes desde entonces!

—En efecto, y velozmente. En febrero de 2019 cayó Sánchez al no votarse sus presupuestos; en abril hubo elecciones, pero no pudo Sánchez formar gobierno por culpa de Albert Rivera y por no querer oír los ronquidos de Iglesias; hace apenas un año, elecciones y coalición inmediata con Podemos tras ponerse Sánchez tapones en sus oídos.

—Ja, ja. Bien resumido, sobrino. Luego la pandemia …

—En efecto, y un creciente liderazgo de Iglesias.

“Magnifica usted ese liderazgo, o, como dice José María Maravall de Alfonso Guerra, que critica las inclinaciones extremo-izquierdistas de Sánchez con Podemos, ERC y Bildu, váyase a Colón a que le hagan una foto …”, señala, riéndose, ANDREA al dejar unos montados.

—Afirmas que hay varios gobiernos en este Gobierno, me dice Evaristo haciendo caso omiso a la impertinencia de la ginoide.

—En efecto: el de Podemos; el de Calviño, que a veces da un puñetazo en la mesa cuando Iglesias se pasa; el de Illa y Simón, con resultados decepcionantes; el de los demás socialistas; y el de Sánchez e Redondo con sus propios pinitos.

—Pues, ahora, añade el de Podemos, ERC y Bildu, coordinados por Iglesias. No lo digo yo. Está en la prensa.

—¿Eso que tiene que ver con el PNV?

—Los de Ortuzar y Urkullu vivían felices su habitual vida extrauterina española hasta que Bildu cobró más relevancia de cara al dúo Sánchez-Iglesias …

—Y…

—El PNV compite en el País Vasco con Bildu que se ha comido a los socialistas vascos a pesar de las cenas navideñas de su Secretaria General, Idoia Mendía, con Arnaldo Otegui …

—Y…

—No le conviene al PNV que Moncloa haga subir las acciones de Bildu. Ortuzar está inquieto. Ha pedido en la radio esta semana pasada un puñetazo de Sánchez en la mesa para ver quién manda en ese gobierno Frankenstein.

“Quizás mande Iglesias”, interviene SAM, retirando unos platos vacíos, “pero, Sánchez se quedará en la trastienda hasta que los presupuestos se aprueben. Luego, tres años más abanicándose en La Moncloa”.

—¿No crees, me pregunta Evaristo, que el PNV está más presto a una nueva puñalada trapera? ¿La petición de la Fiscalía de volver a juzgar a Otegui no será ese requerido puñetazo de Sánchez?

 —La política española transcurre entre tinieblas y hay muchas variables. Aunque sea con malas compañías, Sánchez sacará sus presupuestos, y vendrá bien para cobrar de Bruselas subvenciones y préstamos favorables cuando abran allí el grifo. En cuanto al PNV, se contentará con la supresión del impuesto al diésel, logro que Arrimadas también reclama como suyo…

—A pesar de lo que requerirían estos tiempos de zozobra nacional, serán los presupuestos de unos y no de todos, como la ley de Educación, lamenta Evaristo.

“La falta de entendimiento entre PSOE y PP encantará a los forofos de cada uno de estos dos partidos”, señalan ANDREA y SAM, “pero no es bueno para el país y pone en evidencia el desinterés de ambos por el bien del conjunto”. Con esta losa encima de la cabeza, pagamos y nos vamos mirando al suelo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.