Sindicalismo sin corbata en el Ritz

Por
— P U B L I C I D A D —

14 de diciembre. El Secretario General de Comisiones Obreras (CC.OO.), Unai Sordo, ponente en el Ritz en la tribuna de Nueva Economía Fórum. Unai, automáticamente subrayado en rojo por el ordenador. Al verificarlo, aparece un nombre vasco que etimológicamente significa ‘pastor de vacas’. El equivalente en castellano sería ‘pastor’. Presentado por Antón Costas, catedrático de Política Económica de la Universidad de Barcelona, que preside el Consejo Económico y Social de España (CES). El CES es un órgano consultivo del Gobierno en materia Socioeconómica y Laboral. Ocurre, además, que por esos lares al presentador lo elige o acepta el ponente principal. Por ello, el Presidente del CES ha sido elegido o aceptado por el mandamás de CC.OO., para su presentación. Evidentemente con un beneplácito que, en razón del cargo, es la anuencia del Gobierno.

En el acto, la exministra de Trabajo socialista Magdalena Valerio. Poca prensa, los agentes sociales CEOE y CEPYME. Y el secretario General de UGT, José María Álvarez, que llegó tarde. Estaban los que debían estar: los elegidos. No hubo agradecimientos por asistencias, ni papemas. De repente, Antón Costas en el atril. Con corbata y una presentación de catedrático afable, mimando al presentado y llevándonos, a todos y a él, a unas cotas intelectuales agradables y confortables, especialmente para un Sordo que iba sin corbata.

—¡Encerrona! —detectó alguien en una mesa de Prensa.

Sobre la marcha, modelo para hacer preguntas. Enfrente, el Presidente del CES con su postura, figura y corbata. Y, a punto, oyendo y viendo de qué podía ir la cosa y que se pretendía hacer con él, el Secretario de CC.OO. Sin los agentes sociales que no parecían apreciar la celada, ni el secretario General de UGT, al que Sordo rescató en un par de ocasiones, cuando algunas de las preguntas del principio, puede que medidas adrede, lo colocaron en una postura rara. Mi pregunta salió directa, a boca jarro.

—¿Cuándo cree usted que la corbata pueda ser útil en el sindicalismo del futuro?

La actualidad y realidad iban a ocupar la atención y la mañana. Para que la pregunta y la corbata no llegaran hasta Sordo. Pero él, avieso, sorteó las afabilidades del Gobierno, convirtió a UGT en compañero y, decidido, como comprobaría al final, contestó a la pregunta si hacer.

Glosar algunos aspectos del invitado de hoy —empezó el presidente del CES— Rasgos: Serenidad y sosiego. Ponderación y madurez de joven con virtudes. Capacidad para tomar distancia. Con una veta literaria para relatos cortos. Con sentimientos de solidaridad. En el clima político de Euskadi. No iba para dirigente sindical, pero la vida lo llevó al sindicalismo. Un sindicalismo no ideológico, pragmático, “hay que manufacturar la ideología”. Es una persona con coraje para hacer cambios en el sindicalismo. Representa un cambio generacional en CC.OO. Un creyente del diálogo. Hasta ahora, en España, hemos tenido suerte con los dirigentes sindicales. Espero que también para el futuro.

Tras Costas, preguntas sobre la actualidad y respuestas sibilinas: ¿Idilio con el Gobierno? La realidad no está para idilios. ¿Retos? Los retos, para el sindicalismo, tienen que ver con la situación y una pandemia que ha trastocado el mundo con deterioro para las clases medias y trabajadoras; hay dos opciones, un nuevo contrato social, o una sociedad despiadada; el sindicalismo debe ser actor para definir el nuevo contrato social. ¿Reforma Laboral? Negociación en un momento clave; se está lanzando optimismo como si hubiera acuerdos entre los agentes sociales, pero está todo abierto; tenemos un modelo económico viejo que depende de una contratación temporal que hay que mejorar. ¿Precio de la energía? El problema es más complejo que el precio de los carburantes, con dificultades para repercutir aumentos de precios. ¿CC.OO. y UGT? Coordinación. ¿Estrategia frente a subida de precios de la energía? Es un problema complejo, con una inflación que no va a ser coyuntural y con una cadena de suministros que no van a moderar el precio; si no queremos inflación, tenemos que pactar salarios para recuperar una política para el empleo. ¿Propuestas para Sanidad? Más gasto, reforzar plantillas. ¿Los chinos y Nissan? Estos casos es mejor no airearlos. ¿Vicepresidenta visita al Papa? El Papa está en la idea de un nuevo contrato social. ¿25% de clases en español en Cataluña? Las sentencias hay que cumplirlas, pero en el fondo se está viendo el problema desde una perspectiva errónea; es un debate tramposo, qué ocurriría sin un islamista quiere una educación para sus hijos desde su cultura. ¿Apoyar la iniciativa de Yolanda en Podemos? No vamos a entrar en ese charco. ¿Fondos europeos? No deben estar para lo que parecen, deben mejorar la digitalización; es una oportunidad. ¿Que el rey emérito vuelva en Navidad? Puede hacer lo que considere.

Acabó con “Salud, esperanza y Feliz Navidad”.

Al terminar, había que ver hasta dónde llegaba la añagaza PSOE-CES y si Sordo había visto la emboscada. Como desciende del vallisoletano Castronuño, había que entrar en el asunto. Sin darse cuenta, o dándosela, hablamos de Toro, del río Duero y de los conejos y perdices que se cazan en la zona. Con Sordo, el pastor, no parecía prudente hablar de cazados y caza. Visto lo visto, sí de repasar el sindicalismo sin corbata en el Ritz.


Vídeo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.