Las dudas de Sánchez para dirigir el Eurogrupo

Nadia Calviño
Juan Antonio Zuriarrain
Economista y Diplomado en Comunidades Europeas por la Escuela Diplomática. Exdiputado del CDS en la Asamblea de Madrid.

No todo es tan fácil para el Presidente del Gobierno como para decidirse a solicitar el puesto de Presidenta del Eurogrupo para su Vicepresidenta 3ª Nadia Calviño, que por otra parte le apoyan muchos Países de la Unión, a sabiendas de su magnífica trayectoria europea. Pero es que una derrota tras su apuesta sería además de un varapalo político, un borrón para España en el nuevo mandatario del Eurogrupo.

Y la derrota es posible, España cuenta con un alto cargo político en la Unión Europea, en la persona de José Borrell “Alto representante en Política Exterior” y todos sabemos que las elecciones de cargos mucho tienen que ver con la distribución de los mismos por Países, Grupos políticos, etc. A su favor cuenta el ser mujer, ser socialista que sustituiría a otro socialista, ser de un País de los grandes y su trayectoria Europea, además los posibles rivales no parecen muy fuertes, tanto el irlandés como el luxemburgués, que además de ser Países pequeños no son socialistas, uno es liberal y el otro del conservador grupo popular, en contra tendría el ser de un País, España, de los dos más beneficiados por los fondos de reconstrucción europea, que luego tendría que controlar su estricto cumplimiento.

Otros temas que hacen dudar a Sánchez es que la Ministra de Asuntos Exteriores Arancha González Laya, puede optar también a la Presidencia de la Organización Mundial de Comercio, con mucha experiencia en la Organización y futurible electa. No es que sean incompatibles, pero pedir el apoyo a la UE para este mandato sería no bien visto con el apoyo a Presidir España el eurogrupo. Para más ahondar el Ministro Pedro Luque puede optar a un puesto en la Agencia espacial Europea, y todo desde luego no es abarcable y hay que decidir a que se apuesta. 

Desde un punto de vista interno, a los de Podemos no les gustaría que una persona que se sienta en su Consejo de Ministros les imponga “recortes” y sea la encargada de perseguir posibles desviaciones en el cumplimiento de los requisitos europeos. Podemos además no quiere que se quemen en este menester y preferirían que se quemen en solicitar recortes más suaves y digeribles, pues su política no es de contención del gasto sino de subida de impuestos y esto es contrario al pensamiento europeo, que no quieren decir no a la subida de impuestos como IVA y Renta, sino que hacen bandera en menos gasto público y más en el superfluo.

Al Presidente del Gobierno le entra la duda entre lo que conlleva su elección, más cumplimiento de las exigencias del Eurogrupo, pero una defensora, con el mayor peso político, de más fondo de restructuración y reducir en la medida de lo posible las exigencias de Europa. Mientras que si no fuese la elegida, le dejaría margen de protesta contra las imposiciones del eurogrupo.

Lo que no parece es que los comunistas de Podemos se vayan a bajar del carro del Gobierno, por no aceptar reformas, que ya tratarán de vestir como necesarias dada la situación de la crisis sanitaria, y corregibles en un futuro, cuando haya pasado el suficiente tiempo. Porque además saben que Sánchez necesita los fondos y España también y si ellos no le apoyan otros vendrán que los ajustes aprobarán, Ciudadanos ya está disponible y una abstención del PP nunca puede descartarse.

El viernes en la reunión de Presidentes europeos, Sánchez buscará obtener los datos decisivos, para que Nadia Calviño pueda optar a Presidir el Eurogrupo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.